Tomate confitado con requesón

Tomate-confitado_2

El tomate confitado puede servirse como postre acompañado de requesón, pero también con triángulos de queso curado o fresco a la plancha o en tostadas con foie si eres más de salado.

Como guarnición, es perfecto para acompañar carnes rojas o ibéricos.